Castillos rodeados de agua hay muchos. De hecho, los castillos de agua tienen una categoría propia con su entrada en Wikipedia, básicamente, un tipo de fortaleza rodeada por fosas o cuerpos de agua naturales o artificiales. El castillo de Egeskov es un buen ejemplo, no sólo por su emplazamiento, sino además, por ser unos de los castillos renacentistas mejor conservados de Europa, con una estructura que data del siglo XV.

castillo-egeskov-2

Jim Trodel

El castillo se encuentra al sur de la isla de Fionia, en medio de un pequeño lago de hasta cinco metros de profundidad y conectado con «el mundo exterior» a través de un puente levadizo. Como curiosidad, al estar construido sobre pilotes de roble, se dice que se necesitó un bosque entero de robles para consolidar los cimientos del palacio, cuyo nombre (Egeskov) significa precisamente «bosque de robles».

Cesar Gonzalez Palomo

Frerk Meyer

castillo-egeskov

Imagen via Wikimedia

drmama

fdcomite

Leo-Setä

En el interior del castillo se conservan armaduras, una colección de pinturas, además de jardines, parque, laberintos (incluyendo uno de bambú) y una serie de salas habilitadas para distintos museos. La mayor parte del castillo está abierta al público, aunque hay partes que son habitadas para el uso privado de los condes, actuales propietarios.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *