En Italia nació la práctica de el café sospeso (o café pendiente), que consiste en dejar pago un café o varios pendientes en una cafetería para que lo consuma quien no pueda pagarlo. Es una práctica bonita y filantrópica: dar sin saber ni mirar a quien. Así, una persona con limitaciones económicas puede entrar al […]