En este post les voy a contar desde mi lugar comunicando destinos de viaje como trabajador con locación independiente (vamos, eso de trabajar online que hoy en día no tiene nada de novedoso ni disruptivo) sobre como activar todos los alertas para evitar estafas en cursos de formación online que prometen cambiar tu vida de un modo fácil y con dinero rápido (que nunca es así). O como evitar caer en comprar cursos promocionados con publicidad engañosa, que tanto abundan en estos tiempos.

estafas en cursos de formación online

En particular conozco mucho la evolución de una escuela nómade digital y otros personajes que (lamentablemente sin ética alguna) apelan a la «buena fe» y la desesperación de mucha gente utilizando técnicas de manipulación para conseguir vender un producto de formación como mínimo engañoso.

Este tipo de productos engañosos resultan mucho más que un fiasco para muchos de sus clientes: hace poco salió una nota en Eldiario.es sobre Roberto Gamboa «el informático que capta a españoles infelices para convertirlos en traffickers» (en la nota explican que no precisamente todos salen contentos de ese curso). También otra nota sobre ThePowerMBA, y su máster que no es máster pero inunda la web con anuncios de publicidad engañosa. Y lamentablemente, la cantidad de ejemplos de gurúes y escuelas de formación con poca solidez en sus anuncios y propuestas abundan como nunca en estos tiempos.

La publicidad engañosa (sobre productos engañosos de dinero fácil) están a la orden del día, así como personajes y escuelas que vende la fórmula del éxito y la independencia económica que no es tal, previo pago de varios cientos o miles de euros.

¿Cómo activar tus alertas para detectar estafas en cursos de formación online?

Verán una serie de puntos explicados para que en conjunto sirvan para activar tus alertas ante estos productos engañosos de formación online.

Activa tu primer alerta ante un training gratuito (y promesas de dinero fácil)

La probabilidad de que detrás de un training gratuito haya un embudo de ventas es altísima. Ten cuidado con anuncios de training gratuito para cambiar de vida, de propuestas de «reinvención profesional«, de mensajes imperativos del estilo «despide a tu jefe«. Y más aún activa alerta si te prometen dar un giro en tu vida en poco tiempo: ¿te prometen un proyecto de vida e ingresos en solo seis meses o un año?…huye. Yo llevo un blog desde hace 12 años y solo después de dos años de trabajo arduo pude empezar a generar un ingreso mínimo decente (sin poder vivir de él)… y me llevó 4 a 5 años convertirlo en mi trabajo principal (y aún no he llegado a postear fotos trabajando en una playa :P).

Más aún huye de mensajes emocionales del estilo «sigue a tu corazón» o «alínea tu corazon con tus objetivos», «persigue tu sueño», «abandona tu zona de confort». No es que esté mal perseguir tus sueños, pero es que cuando juntan esas frases con la oferta de fórmulas rápidas para cambiar de vida será lo mejor huir y activar tus alertas. Esas frases en esos contextos son argumentaciones falaces: son más bonitas de ver en una taza de desayuno que en un anuncio de publicidad de cursos de formación.

No creas en las escuelas o cursos que centran su atractivo en «trabajar desde una playa».

La mayoría de cursos que destacan en sus anuncios «se libre y trabaja desde cualquier parte» ya desde el vamos no están siendo serios. Un curso de formación de lo que sea nunca puede estar centrado en ese objetivo tan frívolo y tan utópico. Yo soy un trabajador online desde hace muchos años y ni siquiera es del todo realista eso. Sin mencionar que trabajar en una playa es incómodo, no apto para concentrarse, el aire de mar dañaría tu ordenador en poco tiempo :P. Pero sobre todo, nunca creas en quien quiera rediseñar tu vida prometiéndote por altavoz tan solo trabajar desde una playa o desde donde sea que suene idílico.

Un proyecto de formación tiene que apelar a desarrollar tu vocación, habilidades, enseñar o mejorar en un oficio o una profesión de modo que crezcas como persona y tengas ese objetivo a medio y largo plazo (y nada de soñar con tirarte por un refresco en una playa a trabajar como si eso fuera la meta en sí misma).

No creas en todos los comentarios autoelogiosos de las redes sociales .

Estos esquemas de captación de clientes (a cargo de formadores y supuestas escuelas en muchos casos no homologadas) para sus productos en redes sociales cuentan con un ejército de vigilantes que están controlando que ningún comentario negativo dure más que unos pocos segundos en sus propias redes de difusión. Si lees en sus redes encontrarás solo comentarios elogiosos, y a lo sumo algún elogio moderado para simular que nada hay de natural en quienes comentan en sus redes. Incluso en estos esquemas cuasi fraudulentos suelen ostentar de que sus clientes y alumnos en un gran porcentaje están contentos como si todo fuera el reino del éxito y la felicidad. Claro, es que si borran todos los comentarios disconformes es muy fácil llegar a esos porcentajes. En las estafas o engaños en cursos de formación online moderar la disconformidad en forma de censura es la norma.

No creas en toda la prensa que consiguen.

Lamentablemente en el mundo de la comunicación no faltan periodistas «de prestigio» (o supuestos periodistas) dispuestos a vender al mejor precio una entrevista que realce la imagen de estos supuestos líderes y gurúes de la religión «despide a tu jefe». Se del caso de uno de estos personajes pagando por una entrevista a una reconocida periodista en España. Por supuesto que una vez que pagan por estas entrevistas en las que se los presenta como genios, la utilizarán en todos sus canales y redes sociales para mostrarse como creíbles (y el o la periodista en cuestión se irán muy tranquilos a casa con su ingreso en la cuenta bancaria). Esta clase de gente parece que siempre duermen muy felices con su conciencia.

No creas en todas las apariciones mediáticas y alardes de supuestos líderes.

Estos personajes manipuladores son muy hábiles para conseguir exposición mediática como «líderes exitosos». Una forma de apuntalar su modelo engañoso o estafas en cursos de formación online es reforzar la «credibilidad» del líder con apariciones en medios y entrevistas.

Se presentan como un líder, supuesto gurú que le encanta ostentar su «éxito» en redes sociales. Puedes hasta ver a algunos de ellos brindando charlas TED, porque es que saben como venderse tan bien y pasar los filtros que hasta terminan siendo invitados a dar charlas en sitios o eventos de supuesto prestigio. No han faltado casos de supuestos gurúes exitosos que han alquilado coches de alta gama por unas horas para hacerse fotos para Instagram ostentando su falso éxito. Todo resulta absolutamente empalagoso y es asombroso lo que llegan a hacer para cumplir su objetivo final que no es otro que termines por comprar su curso. Es difícil determinar el límite en que estos esquemas son propuestas engañosas o directamente estafas en cursos de formación online.

Ni creas en las apariciones positivas en notas en diarios de estos personajes y esquemas

Estos personajes y cursos de formación engañosos suelen comprar espacios de publicidad en medios (este enlace es un ejemplo de espacio comprado). Medios que muchas veces ni siquiera se encargan de aclarar que son espacios de publicidad pagos por estos mismos personajes.

ThePowerMBA, un máster que en términos reales no es un máster es uno de los que suele comprar espacios de publicidad en medios como ElPaís. Aquí hay todo un tema que regular por parte de los estados: tanto la formación online como las anuncios patrocinados en medios tienen muchos grises. Y ya sabemos que estos esquemas engañosos se mueven en los grises como pez en el agua.

No creas en las cifras de éxito económico que ostentan.

Verás que una herramienta que usan para mostrarse como exitosos es eso de «este mes he facturado x miles con mi venta de infoproductos» y mensajes parecidos. Siempre son cifras asombrosas, nunca podrás comprobarlas porque solo se trata de creer en lo que cuentan. ¿Alguna vez has visto que una empresa ostente con seriedad eso de «compra mi producto porque me hice millonario con él»?. Ese no es un argumento de venta, sino una ostentación del chulo de la clase. ¿Imaginas a un escritor de renombre diciendo «compra mi libro porque con él he ingresado millones en mi cuenta de banco?»…. De cualquier modo hay que reconocer que algunos de estos reclutadores y «gurúes» han sido muy exitosos en captar clientes y cobrar sumas suculentas. Pero en la mayoría de casos resulta difícil creer al 100% todo lo que alardean.

Ni creas en las cifras de cursos vendidos (y los anuncios de «últimas vacantes»).

Cuando estas escuelas y gurúes lanzan sus cursos, suelen alardear de récords de ventas (es que siempre son tan «exitosos») así como de apelar a que tomes la decisión antes de que sea tarde y te quedes sin cupos (frases como «Debido a la alta demanda, este curso online ha abierto 500 plazas más»). Es una técnica de marketing muy básica el apelar a que te decidas rápido y pienses poco porque en tal caso te quedarás sin tu vacante. De cualquier modo lamentablemente muchas de estas escuelas viven su momento «de gloria de ventas» antes de que se destape lo poco sólido de su formación y sus cursos (o lo engañoso de sus anuncios y propuestas).

Lamentablemente mucha gente es vulnerable a comprar este tipo de productos inconsistentes por simple engaño. Y creo, nadie debe sentirse culpable por haber comprado un producto así, porque en todo caso si lo hacemos es desde nuestro lugar de desconocimiento ante una propuesta llena de engaños.

No creas en alguien que se muestra como un genio por vender cursos.

Este tipo de personajes «gurúes» no descubrieron la pólvora: su gran negocio es tan solo vender cursos en esquemas casi piramidales. La formación es algo que lleva siglos y siglos funcionando como para que en pleno siglo XXI alguien se presente como el gurú por inventar un curso que le permite vivir subiendo fotos a Instagram desde una playa de Tailandia. Después de todo cualquier carrera universitaria o curso online serio podría aportar y mucho para cambiar tu vida sin presentarse con tanto neuromarketing detrás ni miles de euros en inversión en anuncios publicitarios en redes ofreciendo la fórmula mágica de la felicidad.

Los engaños o hasta estafas en cursos de formación online no significan que la formación online no cuente con una enorme mayoría de propuestas serias. Solo hay que saber detectarlas.

Desconfía de quienes te digan que la universidad no sirve.

Se que sonará muy ridículo este ejemplo, pero…..Después de todo si tuvieras apendicitis ¿dejarías una operación así a cargo de un curandero que dice haber aprendido a curar apendicitis en un video de Youtube? . Vamos, que la «universidad de la vida», el ser autodidacta y todo lo que sea puede ser muy útil, y hasta puede que seamos unos genios que no necesitamos de la Universidad para fundar una startup que se convierta en un unicornio. Pero seamos realistas, esos casos son de uno en mil millones. Es curioso que quienes viven de vender cursos sin ningún tipo de control ni regulación sean quienes atacan la enseñanza universitaria.

No creas en los acólitos y súbditos que elogian a su líder.

Estos esquemas cuasi piramidales usualmente utilizan a revendedores afiliados como campaña para reclutar clientes. La lluvia de elogios que recibe el líder no es más que un canje por afinidad y búsqueda de comisiones por ventas. No creas que las referencias y el boca a boca recomendando al líder y su escuela son genuinas. Probablemente provienen de discípulos que revenden su curso y aplican el mismo esquema para reclutar nuevos vendedores y clientes. Te será muy difícil encontrar gente que no elogie estos cursos, porque todos los comentarios contrarios a estos sistemas son borrados al instante.

Desconfía de las escuelas en las que los tutores o profesores siempre son ex alumnos.

Si hasta a veces se autoproclaman como discípulos. Muchas veces los tutores o mentores de estas escuelas son simples ex alumnos que se convierten en vendedores afiliados, y en mayoría de casos no cuentan con ningún tipo de formación profesional que los avale para enseñar absolutamente nada.

Evalúa tu situación e inmuniza tu atracción hacia soluciones mágicas.

Este tipo de propuestas están dirigidas directamente a personas que no se encuentran en una buena situación económica, o están en un momento de confusión acerca de que hacer con su vida, o en una situación económica vulnerable. Cuando una persona está en esa situación, es más vulnerable a prestar atención a propuestas y anuncios que proponen solucionar la vida.

Apelarán a fórmulas o formaciones que solo podrás obtener pagando sumas de dinero que incluso pueden estar fuera de tu alcance. De hecho si estableces un primer contacto con estas escuelas, lo primero que intentarán es averiguar sutilmente que posibilidades tienes de pagar un curso. Ellos utilizan siempre un lenguaje en plan «queremos ayudarte», pero en definitiva solo van por tu dinero. Evita clickear este tipo de propuestas en anuncios o tu pantalla se llenará de todo tipo de anuncios similares. Si sientes que has encontrado algo revelador en el momento justo en el que necesitabas algo así, empieza a sospechar. Oriéntate en encontrar cursos de formación homologados y con seriedad que no se vendan de un modo tan agresivo a nivel psicológico.

Desiste de cursos que no entreguen un detalle de los contenidos

Muchas veces estas escuelas esconden el supuesto contenido del curso de formación como el santo grial. Es un secreto custodiado por la CIA al que solo podrás acceder si pagas. Ninguna escuela con un mínimo de seriedad te negará ver el contenido por el que vas a pagar. Ese supuesto halo de misterio, de «verdad revelada», de fórmula mágica es la pista de que una vez más debes activar tu alerta.

No hay fórmulas mágicas más que trabajar duro y obtener resultados a medio y largo plazo. ¿Un ejemplo? El actual millonario más rico del mundo (Elon Musk) trabaja a destajo, come en cinco minutos y apenas duerme (y probablemente su salud se resienta si sigue trabajando 100 horas a la semana como el mismo lo cuenta). No digo que el objetivo de cada persona sea ser el millonario con más dinero del mundo, pero en el mundo de los genios del emprendedurismo, eso de trabajar desde una playa pocas horas al día no existe.

¿Entonces no puedo creer en nada que sea de formación online que me ayude a dar un cambio en mi vida?

De ningún modo estoy diciendo que engaños o estafas en cursos de formación online sean la moneda corriente. Claro que hay excelente oferta de formación online, y en estos años más que nunca la formación online es una herramienta valiosa para crecer en tu carrera laboral o profesional. De lo que se trata es de que actives un montón de alertas para que puedas detectar a tiempo lo que tiene todo el potencial para ser una pésima inversión en formación. Y así como detectarás un potencial fiasco, también con estos alertas podrás detectar los que sí serán cursos de formación válidos y recomendables. Ninguna escuela seria de formación, ningún curso serio, utilizará todos los métodos de manipulación que describo en los puntos anteriores.

Por otro lado, si lo que buscas no es una formación de varios años, sino cursos breves, en plataformas serias encontrarás cantidad de propuestas a precios razonables. No tienes por qué malgastar tu dinero. Les recomiendo por ejemplo que lean este post en el blog Un poco de Sur donde se despliegan muchos recursos para aprender y emprender en muchos casos gratuitos, y en otros a precios más que razonables y sin intenciones ocultas.

Más recursos para activar tus alertas ante estafas

+ en mi blog >> un post donde cuento que significa ser nómade digital y cuanto trabajo real hay detrás

+ enlaces recomendados para activar tus alertas ante posibles estafas:

>> Escuelas para ser nómade digital, la nueva estafa del mundo online (blog Un poco de Sur)

>> Un podcast sobre los cursos online que se venden con métodos de manipulación y son esquemas semi-piramidales (Cómo Traviajar)

>> Ranking anual de vendehumos 2020 de España (Elaborado por Quedate con el Cambio)

>> JPelirrojo, el TIMO de los Influencers Coaches (video de la youtuber de divulgación La gata de Schrödinger)

>> IM Mastery Academy, una trampa de emprendimiento para jóvenes (DarbaCulture)

Imagen de chenspec en Pixabay

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *