Share on Pinterest

Besalú es un de los pueblos más bonitos que ver en Catalunya y España. Es un pueblo medieval conservado de un modo asombroso, y que desde la ribera enfrentada al río Fluviá, genera una panorámica difícil de igualar.

Fotos (*) Matías Callone

En mi reciente viaje en coche a modo de roadtrip saliendo desde Barcelona (**) fui visitando distintos pueblos y atractivos hasta finalizar el recorrido en esta belleza de pueblo llamada Besalú. Es un broche de oro para un viaje de cuatro días que voy a compartirles en detalle. Y una idea genial para “escaparse” de Barcelona dispuestos a sombrarnos con los pueblos y paisajes que se despliegan apenas al salir de la zona urbana.

Razones para visitar Besalú

Besalú es uno de esos destinos que es difícil que salgan mal en alguna foto: se luce desde cada ángulo. Lo que vemos hoy no es exactamente como era su aspecto medieval. Hay algunos cambios y transformaciones a lo largo de los siglos (algo difícil de evitar por supuesto). Sin embargo se puede intuir mucho de ese aspecto a través de edificios que destacan entre el conjunto: especialmente el puente, iglesias, los restos arqueológicos de los antiguos baños judíos, sus plazas, restos de murallas. Todo ese conjunto completa un cuadro que hoy se ve monumental y se proyecta como un imán turístico. Es de hecho uno de los pueblos de impronta medieval más bonitos que ver en Catalunya y en toda la península ibérica.

Besalú es mencionado en infinidad de escritos, relatos a lo largo de los siglos. También es escenario de escenas de películas, publicidades o como simple pero potente postal regional. Para sumar razones, Besalú está declarado como Conjunto Histórico-Artístico Nacional desde el año 1966.

Y con sus vistas no hay quien pueda dudar de su belleza:

Besalu

Besalu

Como llegar a Besalú.

Besalú está en la provincia de Girona, y en la Comarca de La Garrotxa. Esto es cerca del Pirineo y de Francia, situado a 150 metros de altitud. No hay ninguna dificultad para llegar, ya que es un pueblo bien comunicado por carretera. Para quienes quieran llegar por transporte público, es un poco más limitado, con combinaciones ya que no hay algo directo, y algo limitado con los horarios. Sin dudas que lo más práctico es el coche.

La distancia desde Barcelona a Besalú es de 131 kilómetros por la AP-7 y en condiciones normales no debería demorar más de 1 hora y media. Pero como les decía, en la ruta que les voy a compartir verán el detalle para sumar más puntos donde detenerse (y extenderse más días).

Besalu

Breve historia de Besalú.

Como muchos poblados con siglos de historia, Besalú nace en torno al castillo, documentado ya desde el siglo X. Se preserva en sus comienzos como un sitio descentralizado dentro del condado de Gerona, y luego como capital de condado independiente (hasta formar parte de la casa de Barcelona en el año 1111). Por su importancia, y sobre todo por no crecer de un modo desmesurado Besalú llega a la actualidad muy seguro de que su pasado es uno de los valores más preciados y que debe resguardar.

Besalu

Besalu

Qué ver en Besalú.

Su puente románico.

Aunque no hace falta mencionarlo para que lo incluyan en su visita, el puente peatonal de Besalú será probablemente nuestro principal acceso al pueblo (como en mi caso). Sobre todo si aparcamos nuestro coche en los parkings para turismo al otro lado del río Fluviá. Es el símbolo de Besalú, el camino peatonal que conecta con el casco monumental y nos sumerge de lleno en la sensación de un viaje en el tiempo.

Besalu

Besalu

Este puente monumental es mencionado desde el siglo XI, y fue reconstruido varias veces tanto a causa de los daños naturales, como los conflictos humanos (el último gran incidente fue tras la Guerra Civil Española cuando parte del puente fue dinamitado).

Con sus 105 metros de largo y la torre de 30 metros de alto no hay quien se le resista a la foto (o al asombro). Luego de atravesar el puente es el turno de adentrarse en las calles de la villa.

Besalu

Besalu

Los baños judíos.

Dentro de Besalú y como en tantos pueblos y ciudades antiguos en la actual España, existía un barrio judío (hasta que fueron expulsados en el año 1435). De ese legado y cultura se recuperaron por ejemplo los restos arqueológicos de los baños judíos. Y se sabe que había una sinagoga de la que solo quedan unos restos. Los baños (miqve) fueron redescubiertos hace muy poco (en el año 1964) en una excavación, y son un auténtico tesoro arqueológico que se puede visualizar junto al río Fluviá en uno de los lados del pueblo.

La iglesia del Monasterio de San Pedro de Besalú y San Juliá.

No queda en pie el monasterio benedictino, pero sí su iglesia con reliquias que atrajeron peregrinos durante siglos. Es por ello que a su lado fue construido el hospital de Sant Juliá en el siglo XII. Ambos edificios se pueden admirar y visitar.

Besalu

Casa Cornellá.

Parte del inventario patrimonial de Catalunya, esta casa es un ejemplo de arquitectura civil románica entre los mejores conservados del período medieval. En Wikipedia hay una entrada con información sobre esta casa. (en catalán)

Iglesia de San Vicente.

De estilo románico y elementos de transición, esta iglesia está documentada desde al menos el año 977. Esta junto a una de las plazas más amplias del pueblo.

Besalu

Besalu

Besalu

En cuanto tiempo visitar Besalú.

El pueblo de Besalú se puede recorrer con amplitud en una mañana o una tarde, ya que no es demasiado grande. Cuenta con todos los servicios, variados restaurantes, cafés y tiendas que abren sobre todo los fines de semana. No muy lejos están pueblos como Santa Pau, otro hermoso casco medieval menos conocido (y mucho más tranquilo aún en fines de semana).

Besalú, en conclusión, tiene mérito suficiente para convertirse en objetivo y punto final de una ruta a puro encanto. Aunque claro que también se puede proseguir rumbo hasta Cadaqués, la Costa Brava, o pueblos como Castelló de Empuries en dirección a la costa. O incluso seguir explorando toda el área de La Garrotxa, que con sus volcanes extintos, frondosidad, montañas, pequeños ríos, cascadas y senderos, es uno de los puntos de naturaleza más bonitos de Catalunya.

En viajes en ruta por Catalunya, no se trata de pensar cuantos días son suficientes, sino cuantos días podríamos extendernos para sumar más y más ideas que valen tanto la pena incluir en un itinerario. Las opciones son muchísimas y se multiplican kilómetro a kilómetro.

(*) Todas las imágenes pertenecen a Matías Callone / (**) La visita a Besalú y la ruta fue diagramada en el marco de un viaje por pueblos con encanto desde Barcelona a Besalú organizado por la Agencia  Catalana de Turismo

Share on Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *