Share on Pinterest

En este post voy a nombrar y situar en un mapa cinco pueblos que recomiendo ver a un paso del mar en la Costa del Sol.

Después de mi paso por la Costa del Sol, hice una guía con consejos para organizar un viaje, siempre con el estilo del blog y de mis viajes que cuento siempre en Instagram. Es decir, buscando más allá de lo usual (incluso en la costa del Sol se puede decir que tratando de buscar más allá de las urbanizaciones y de la masificación de ciertos puntos). En este post me voy a concentrar en algunos de los pueblos más bonitos que se pueden encontrar sin alejarnos de la costa y de la playa.

Imagen Matías Callone (*)

En la Costa del Sol, la porción de costa y mar que va desde el Peñón de Gibraltar hasta Néjar en Andalucía, se suceden junto a la arena cantidad de urbanizaciones y ciudades que por momentos están prácticamente unidas unas con otra. y apenas nos alejamos de la costa, comienzan las laderas montañosas. Sobre estas laderas se asientan algunos pueblos con mucha historia, muy bien conservados y sobre todo con mucho encanto. Pero mejor vamos uno a uno con ellos:

1. Casares: un típico pueblo blanco de casas encaladas dispuestos sobre los desniveles del terreno, como si las casas treparan rodeando una colina. Casares está situado dentro de la provincia de Málaga y casi en el límite con la provincia de Cádiz. Empezar por conocer este pueblo es un acierto en todo sentido: estaremos en uno de los emblemas del pueblo andaluz con un casco antiguo de calles estrechas, y por momentos laberínticas.  Y todo en ese desnivel que hace que el pueblo se promocione como un caserío “colgante”.

2. Benahavís. A solo siete kilómetros de la costa y no tan lejos de Marbella, este pueblo es el “comedor” de la Costa del Sol, por la cantidad de opciones de restaurantes y bares. Pero más allá del atractivo para el paladar, también es un poblado típicamente andaluz y con la configuración urbana de estilo árabe. En lo alto está el castillo de Montemayor, al que se puede subir para disfrutar de las tremendas vistas a toda la costa. El entorno natural es precioso, y en alrededores hay una enorme oferta turística, propia de los tiempos del boom. Sin embargo, el corazón de Benahavís supo conserva su encanto.

3. Ojén. Es el pueblo blanco (y bonito) más cercano a Marbella. En apenas unos minutos en dirección contraria a la costa, ascenderemos por la ladera montañosa hasta encontrar a Ojén “colgado” sobre la ladera. Aunque es menos visitado que otros pueblos de la Costa del Sol (como el siguiente en la lista, Mijas), sin embargo merece al menos conocerse, o para quienes gusten de atardeceres algo más frescos en lo alta, disfrutar de este pequeño reducto de tranquilidad en la Sierra Blanca. Nuevamente predomina el aspecto morisco, tanto en el trazado de las calles como en la arquitectura. Ojén es sede del Museo del Molino de Aceite y el Museo del Vino. (Puedes ver más en el post que hice sobre Ojén)

pueblos bonitos Costa del Sol

4. Mijas Pueblo. No dudo en decir que se trata de uno de los pueblos más bonitos en la Costa del Sol. Mijas Pueblo (no hay que confundir con Mijas Costa) se encuentra nuevamente sobre una ladera mirando al mar, casi a medio camino entre Marbella y Málaga (alrededor de 30 minutos en coche de ambas). Como en muchos de estos pueblos famosos y pintorescos, no me queda claro cuan impecable está el pueblo (en cuanto a la pintura de sus fachadas y flores) en función del turismo, o simplemente para ser orgullo de sus habitantes. Todo está increíblemente cuidado, y el paseo por cualquiera de sus calles es animado y atractivo por sus tiendas, artesanías, restaurantes y bares.

Pueblos bonitos Costa del Sol

Aunque Mijas es famoso por sus burro-taxi, no recomiendo utilizarlo ya que es otra variante de esclavitud animal. Si el justificante es el medio de trabajo para habitantes locales apunto que en pueblos vecinos pude ver pequeños vehículos eléctricos que son también un puesto de trabajo para los locales que hacen de chofer llevando turistas. Mijas Pueblo es también un punto con edificios históricos notables. (En este post puedes ver más sobre mi paso por Mijas Pueblo)

5. Frigiliana. Ya en el otro extremo de la Costa del Sol, Frigiliana es el pueblo de montaña cercano a la ciudad de Nerja. Pero si aparenta estar alejado si estamos alojados en el lado más al oeste de la CdS, lo cierto es que para mí entra en la lista de los pueblos imperdibles de ver por su belleza. Es otro ejemplo de un pueblo mudéjar, conservado de un modo asombroso y encantador. Rodeado de montañas y olivares, pero sin perdernos de la vista al mar, todo Frigiliana es como un mirador, con sus restaurantes (algunos con terrazas y hermosas vistas), sus calles, plazas, es un nuevo argumento para enamorarse aún más de la Costa del Sol y sus rincones.

Pueblos bonitos Costa del Sol

Si te gustan estos cinco pueblos puedes seguir itinerarios como la Ruta de los pueblos blancos, o esta otra ruta por 20 pueblos con encanto para hacer en una ruta por Andalucía

 

 

Share on Pinterest

2 Comentarios

    1. Hola Liliana, bienvenida por el blog.
      En realidad no conozco ese pueblo. Imagino que si es muy apartado no quedará otra que llegar en coche o algún transporte de bus local. Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *