Share on Pinterest

San francisco tiene mucho imprescindible que ver y hacer, una ciudad que yo recomiendo para quedarse entre 3 y 5 noches (en mi caso me quedé una semana completa disfrutando de la ciudad porque si me siguen en mi instagram, sabrán que soy un viajero un poco slow, o casi exageradamente lento a la hora de vivir una ciudad) .

Después de conocer la ciudad de Los Angeles, uno de los destinos de la Costa Oeste infaltables, el paso siguiente fue hacer la ruta entre LA y San Francisco que la detallo en este post sobre el recorrido por la Pacific Coast Highway. Es un comienzo glorioso para cualquier roadtrip por USA ya que esa ruta te lleva por paisajes costeros imponentes. Una vez te acercas a la bahía de San Francisco la ciudad empieza a mostrarse como una urbanización enorme: en toda su área metropolitana suma más de siete millones de habitantes, lo que da una idea de que tiene mucho por exhibir.

Si piensas en visitar esta zona de Estados Unidos no te pierdas esta Guía y preguntas frecuentes para organizar tu viaje a la Costa Oeste de USA

San Francisco tiene muchas caras (barrios que visitar), islas (dentro de la bahía hay numerosas islas y atracciones dentro de ellas como la propia cárcel de Alcatraz), maravillas de la ingeniería (como su puente Golden Gate), pero también museos “inesperados” (como el museo de Walt Disney creado por su familia), o incluso hasta paisajes inesperados, como un bosque de árboles gigantes a solo 20 minutos del Golden Gate.

El bus turístico. Muchas de las atracciones que voy a nombrar a continuación se pueden visitar conectando cada una a través del autobús turístico de la ciudad. Estos autobuses de dos pisos, son los típicos que hoy hay en las principales ciudades turísticas del planeta y que hacen un recorrido en el que uno puede pagar una tarifa por uno o más días, y luego subir y bajar cuantas veces uno quiera a lo largo del recorrido. Aquí puedes ver precios del autobús turístico en San Francisco y reservar para garantizar disponibilidad (aunque no suele haber problemas, a veces puede saturarse en temporada alta o días festivos)

De todo esos detalles hablaré en este post con una selección de sitios imperdibles, y lugares que también recomiendo ver y no siempre salen en todas las guías:

Lo imperdible que ver y hacer en San Francisco.

El puente Golden Gate. Sin necesitar presentación, les voy a contar que para visitar este puente no hay como hacerlo caminando. Aunque mi primer cruce del Golden Gate lo hice en coche, en días siguientes decidí hacer un trekking urbano desde el centro de la ciudad hasta el Golden Gate. Si tenemos un mínimo de estado físico no es ninguna locura, sino más bien un excelente paseo. Incluso pueden pensarlo como un paseo de ida (y luego regresar al centro en autobuses, ya que hay paradas en el comienzo del puente con buses que van en sentido al centro de la ciudad). Caminar el puente Golden Gate es el mejor modo de vivirlo y apreciar sus dimensiones y sus vistas.

El paseo en sus tranvías. el tranvía es otro de los paseos más buscados de la ciudad. Más allá de lo imprescindible del transporte público en cualquier ciudad, en San Francisco el tranvía fue el medio más eficiente para saldar los enormes desniveles de sus calles. Crean que pocas veces encontré calles con tantas pendientes como en San Francisco (no tardarán en notarlo si se largan a caminar). El tranvía se puede parecer así a una montaña rusa en cámara lenta, y su línea histórica con fines turísticos es hoy una de las formas imperdibles de recorrer gran parte de la ciudad. En los extremos de esta línea están las estaciones más usadas, por lo que suele ser un atractivo con colas casi permanentes, pero bien vale la pena ir con paciencia y vivir esta experiencia. El final del recorrido si partimos desde la estación más céntrica será el siguiente punto de la lista.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Calles de #SanFrancisco #California donde pasa el tranvía turistico

Una publicación compartida de 101 Lugares increibles (@maticallone) el

Fisherman’s Wharf. Esta es la zona de los muelles de San Francisco a la que llega el recorrido del tranvía histórico más turístico. Especialmente famoso es el Pier 39. Pero también hay extendidos paseos donde hay zonas comerciales, restaurantes de mariscos, museos (incluyendo las franquicias del Museo de la Cera, o el Ripley). Es recomendable probar la sopa en los tazones de pan de masa madre, algo muy característico de SF. Lo ideal es caminar y caminar por donde nos lleven las mareas de gente (es una zona muy animada a toda hora).

Caminar la Calle Lombard. Esta es la famosa calle de las curvas en zigzag y desnivel pronunciado. Es tan curiosa que se volvió un atractivo turístico en sí  misma, y la calle más famosa de San Francisco.  Muchos se dan el gusto de bajarla en un coche, otros en pequeños vehículos de alquiler, o simplemente caminando (que tal vez sea la mejor opción para sacar fotos sin complicaciones). Además una vez llegas a su punto más alto hay vistas hermosas a la ciudad y la bahía. (Aquí tienes mi posts sobre Lombard Street)

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Estoy en #SanFrancisco ciudad de calles empinadas y famosas como #lombardstreet entre otras postales

Una publicación compartida de 101 Lugares increibles (@maticallone) el

El barrio Chino (Chinatown). En el blog ya hay publicado un post con mis fotos del paseo por este barrio, con el descriptivo título de “el enorme barrio de SF que te hace sentir en Asia“. Este barrio es el hogar de la comunidad china más grande fuera de Asia, y eso se nota por el tamaño del barrio. El ambiente entre los turistas, y los residentes es sumamente multicultural. Les recomiendo que se pasen por el post para ver más detalles y recomendaciones de este barrio.

El barrio italiano (Little Italy). Si estás visitando el Chinatown, sin duda que podrás complementar este paseo con la visita a Little Italy. Y es que estos dos barrios están pegados y casi sin darte cuenta cambiarás de uno al otro. Y por supuesto lo notarás porque de los restaurantes de comida asiática pasarás a las pastas y pizza sin transición. Además hay cafeterías y heladerías para que te sientas un rato como si estuvieras en una ciudad de expatriados italianos.

Las Painted Ladies (y el barrio Haight Ashbury). Una de las zonas residenciales más fotografiadas de la ciudad es el barrio de Haight-Ashbury. Aquí encontrarás las típicas casas victorianas de madera y con sus fachadas coloridas que parecen casas de muñecas a escala real (una al lado de la otra, y por decenas de calles). Es el barrio donde se localizaron series (sitcom) como Full House. Especialmente tendrás que dirigirte a Alamo Square, un parque en torno al cual están las casas Painted Ladies, la postal más famosa de los barrios residenciales de SF. En este post te cuento más detalles con todas las fotos sobre esta zona.

Prisión de Alcatraz. Esta es una excursión de una mañana, ya que la cárcel la puedes recorrer en un par de horas con la visita auto-guiada. Situada en la isla protagonista de series de televisión y hasta películas, esta antigua cárcel tal vez sea una de las más famosas del mundo. También conocida como La Roca (The Rock), está situada en el corazón de la bahía de San Francisco y funcionó hasta el año 1963. Para visitarla, siendo que está administrada como un área de Parque Nacional, se puede hacer como un paseo turístico comprando el ticket del ferry en el muelle 33 , al lado de Fisherman’s Wharf (pronto sumaré el post sobre como visitar Alcatraz).

Excursión en barco por la Bahía de San Francisco. Ver la ciudad desde el punto de vista de la bahía es una forma de ganar más ángulos, y sobre todo ver el skyline de rascacielos completo, una de las postales más buscadas de la ciudad. Incluso lo más usual en estas excursiones es que nos llevan a pasar por debajo del Golden Gate, además de bordear la cárcel de Alcatraz. Aquí puedes ver una opción de excursión y precios (dura una hora) que también incluye comentarios de la visita en español. También hay una opción de crucero de puente a puente. Te recomiendo que mires ambas para comparar sus detalles (el precio es algo similar).

El mejor mirador de San Francisco (Twin Peaks). Si lo que buscamos es un buen mirador a la ciudad y desde cierta altura, Twin Peaks es la respuesta. Traducido significa “picos gemelos”, una descripción literal de las dos colinas que son a la vez un área de parque, y uno de los puntos más buscados para disfrutar del atardecer en SF. Sin olvidar que tienen 280 metros de altura y que hay que hacer un pequeño esfuerzo para llegar a la cima.

Muir Woods (bosque de secuoyas gigantes). Para ver estos árboles gigantescos no hace falta ir demasiado lejos. A solo 18 kilómetros de la ciudad sentiremos que estamos en otro mundo distinto. En el parque de Muir Woods (con 295 hectáreas) hay ejemplares de secuoyas que tienen 900 años de edad. Y son impresionantes. Te recomiendo que veas mi post y fotos sobre la visita.

También podría interesarte ver la  opción del Tour organizado a Muir Woods y a los viñedos de California.

Visitar Sausalito. Sausalito es una pequeña ciudad que está sobre la bahía de San Francisco, exactamente en la costa de enfrente y muy cerca de uno de los extremos del Golden Gate. Por eso si cruzamos el puente más famoso (especialmente si lo hacemos en coche), tendremos la opción de seguir hasta llegar a este sector urbanizado que es muy turístico y muy singular: con un aire bohemio, poblado por artistas, galerías de arte, es como un pequeño pueblo con vistas geniales a la bahía, y muy pintoresco. La otra opción (si no contamos con transporte) es ir hasta Sausalito por ferry.

Visitar sus museos. La oferta de Museos de San Francisco es impactante. Entre ellos recuerdo mi visita a la Academia de las Ciencias de California: es notable no solo por sus exhibiciones sino también por su increíble edificio con un techo “verde” completamente ecológico y capaz se generar un ecosistema propio. Es ideal para visitar con chicos, pero también para grandes que disfrutamos de cantidad de exhibiciones innovadoras donde aprender de la naturaleza (se encuentra en el Golden Gate Park, y esta es la web oficial del museo de la Academia de Ciencias). Otro de los ideales para ir con niños es el Exploratorium, un museo interactivo lleno de muestras para participar y aprender (web del Exploratorium). Siendo San Francisco, no podríamos menos que esperar un museo dedicado al tranvía (Museo del Cable Car). Y hay tantos más, el Museo de Arte Asiático, el Museo Legión de Honor (museo homenaje a los caídos en guerra). Otro de los que pude visitar en San Francisco es el Museo de Walt Disney (Walt Disney Museum): lejos de ser una muestra desde el enfoque del mundo del entretenimiento, este museo está gestionado por la propia familia de Walt Disney, y es un abordaje a su vida, con un montón de objetos de su colección privada, que incluye también bocetos, dibujos, y toda su historia en el mundo de la animación.

Algunas opciones de tour organizado para recorrer San Francisco

Tour San Francisco al completo + Alcatraz. Casi que este tour es ideal para quienes van en un solo día a la ciudad. En un total de ocho horas nos recogen con transporte en nuestro hotel (solo si estamos en las zonas de Downtown o Fisherman’s Wharf, sino tendremos que ir hasta un punto de encuentro que nos informarán), y con guía en español nos llevarán por lo esencial que se puede ver en una jornada. Desde los barrios más famosos, hasta el mirador de Twin Peaks, incluyendo el Golden Gate y Alcatráz entre tanto>>  Aquí puedes ver precios y reservar este tour para garantizar disponibilidad

Tour San Francisco al completo. Este es un tour en grupos reducidos y guiado (en español), pero sin incluir Alcatraz. Dura 4 horas totales y aquí puedes ver los precios y reservarlo. También incluye los traslados y recogida en el hotel (mira los detalles en el enlace). Hay otro tour alternativo que incluye San Francisco al completo + Sausalito.

Share on Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *