Share on Pinterest

La trascendencia del lugar es tal que supo inspirar a Hayao Miyasaki para una de sus película animadas “El castillo ambulante”: en este rincón de Mena Creeks, a unos 120 kilómetros al sur de Cairns hay un “castillo”, balcones y terrazas mirando a cascadas y el río, estanques con fuentes, y todo entre densa vegetación y un clima tropical.

Imagen Eulinky via Flickr bajo licencia Creative Commons

Es casi un sueño hecho realidad, una escenografía real construida por orden y obra de un inmigrante catalán llamado José Paronella entre los años 1930 y 1935 en el estado de Queensland, Australia.

Paronella Park fue la visión de un inmigrante español que quiso construir un centro de la vida social del lugar en medio de un paraje natural que había descubierto como si fuera un rincón fantástico. Allí se mudó con su esposa para vivir varios años. Aunque el clima y las crecidas del río jugaron una mala pasada a la conservación del lugar, restaurado una y otra vez.

 

 

Mena Creek DSC08881 Qld

José Paronella llega a Australia por primera vez en el año 1913 después de partir de su tierra natal, nacido en un pueblo en Cataluña. Tras años de arduo trabajo en el mundo rural, pudo amasar su pequeña fortuna al tiempo que descubría un bosque virgen junto a las cascadas de Mena Creek, el lugar perfecto para desplegar su sueño. Cuando regresa a España, descubre que su prometida Matilda se había casado, y entonces decide proponer matrimonio a la hermana menor de Matilda. Con ella se marcha a Australia nuevamente para comprar la tierra donde construye su castillo y jardín inspirado en construcciones catalanas que fueron parte de su infancia.

 

Paronella Park

Paronella Park 10

La construcción fue pura extravagancia. Para el parque por ejemplo, se plantaron ma´s de 7000 árboles. Y muchas de las instalaciones estaban dirigidas a hacer del lugar un centro de gran actividad social, con canchas de tenis, una sala de cine y bailes los sábados a la noche. José muere en el año 1948, y el parque continúa en manos de uno de sus hijos hasta ser vendido en el año 1977. Los actuales dueños deciden restaurar la magia del parque y el lugar en años recientes (abandonado y muy deteriorado por los ciclones y las crecidas del río), para convertirlo en un atractivo regional.

artesian fountain

En Paronella Park es posible hacer visitas guiadas diurnas y nocturnas donde nos explican la vida e historia del lugar, además de aprender detalles de la flora del lugar.

Para finalizar, aquí tienes un enlace a la web oficial de Paronella Park

Share on Pinterest

servicios-para-viaje

1. Alquila tu coche (hasta 15 % de ahorro con Rentalcars)

2. Encuentra alojamiento (utiliza Booking y descubre ofertas)

3. Mejora el precio al reservar vuelos con estos simples trucos

4. Envía tu consulta viajera

5. Inspírate con más lugares increíbles en Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *