Share on Pinterest

Hace un tiempo (apenas unas semanas atrás) había recibido la propuesta-invitación de volar con la aerolínea Norwegian eligiendo uno de sus destinos. En un primer momento tenía que escoger entre varias rutas que opera la aerolínea para llegar a un destino de mi interés.

Noruega es una de las figuritas difíciles dentro de Europa: es un destino “alejado” de España, aunque el vuelo toma poco más de dos horas. Pero sobre todo, un destino que tenía en la mira desde hacía mucho tiempo: simplemente porque me fascinan las imágenes de sus paisajes, algunas de sus ciudades emplazadas en entornos naturales majestuosos, y sobre todo, la posibilidad de conocer los fiordos en la línea con el blog Lugares Increíbles.

La decisión estaba tomada: volaría a Noruega, y a la puerta de entrada a los fiordos noruegos: la ciudad de Bergen. El detalle es que esta aerolínea es una low-cost, o una compañía aérea que ofrece la opción de viajar con precios bajos, en este caso desde España, por lo que se transforma en una buena opción para conocer el destino del que voy a contarles.

Mi punto de partida sería Barcelona, aunque Norwegian opera desde otras ciudades de España (está presente en 14 aeropuertos españoles desde donde se ofrecen más de 151 rutas). Una vez con el billete de vuelo en mi email, los fiordos noruegos ya no estaban tan lejanos (aunque todavía me parecían uno de esos destinos soñados y difíciles de concretar).

El vuelo

Mis vuelos asignados fueron los siguientes: dos vuelos con tramos Barcelona – Oslo – Bergen ((BGO) el día 13 de noviembre (DY1741 – 13 Nov 2016), y el regreso dos vuelos el 18 de noviembre Bergen – London – Barcelona (DY1314 – D85501). Aclaración: en temporada de verano hay vuelos directos de Barcelona a Bergen lo que hace todo mucho más simple.

Auto check-in

Tanto el chek-in como el embarque no tuvo ninguna complicación. De hecho fue mi primera vez embarcando con un sistema completamente auto-service. Si bien hay mostradores de Norwegian donde nos atenderá una persona para hacer el check-in si lo deseamos, hay un sistema en el que podemos hacer la impresión de nuestro ticket y las etiquetas del equipaje en terminales automatizadas (algo que ya está bastante extendido en los aeropuertos).

El auto-check-in ya no es algo novedoso, en cambio fue mi primera vez en despachar mi propio equipaje en espacios asignados en los que no interviene personal de la aerolínea (solo podemos llamar a alguien si lo necesitamos). Esto agiliza completamente el trámite, aunque si es nuestra primera vez, es probable que nos de un poco de inseguridad (pero nada complicado sino todo lo contrario).

vuelo-low-cost-experiencia-norwegian-04

La identidad de los aviones de Norwegian.

Otro rasgo que llamó mi atención es la forma en que están identificando los aviones de Norwegian con una iniciativa que me pareció genial y para imitar. Básicamente están dedicando la imagen de cada uno de los aviones de la flota a un héroe destacado en la historia de los países en que operan. Por ejemplo, están pintando el rostro de perfil de escritores, artistas, exploradores, científicos destacados, tanto de Noruega, como de países como Finlandia, o incluso de España. Un homenaje a personalidades bien merecido, y una iniciativa que ya me gustaría que se empleara para los billetes y monedas de los países, reconocer a personas que hicieron algo notable por la humanidad y la cultura desde el arte y la simple curiosidad.

Y un tweet destacando la iniciativa:

Y aquí lo tienen más amplio para leer sobre algunos de los homenajeados:

vuelo-low-cost-experiencia-norwegian-01 vuelo-low-cost-experiencia-norwegian-02

Para ejemplo, el pintor noruego Christian Krohg tiene “su avión” en Norwegian (y uno aprende más sobre Noruega al momento mismo de viajar)

Cosas que uno hace durante el vuelo: pasar revista en la revista de Norwegian

El vuelo apacible se hace más si lees una nota en la revista de la aerolínea en la que hablan de la cantidad de espacios en grandes capitales para trabajar como blogger, o nómade digital (los editores de la revista me leyeron la mente :P)

vuelo-low-cost-experiencia-norwegian-05

Wifi gratis (para un nómade digital es lo más importante) 

Que es lo más importante es en broma, pero que decir sobre el wifi gratis (mensaje para el resto de aerolíneas: a ver si le ponen ganas e imitan la iniciativa). Y es que otras veces había wifi a bordo en vuelos a otros continentes, pero lo cobraban y nada asequible. Disfrutar del Wifi gratis a bordo, la opción de trabajar desde el avión, contar el viaje a tus familiares y amigos, en resumen, estar comunicado es un plus importante. Y de hecho Norwegian es la única aerolínea que opera desde España que brinda este servicio. En la imagen que sigue, disfrutando y compartiendo un show de nubes en el regreso publicando en Instagram desde el mismo avión:

Para finalizar la parte de los vuelos, les comparto algunas fotos de los interiores del avión, aunque esta imagen se llena rápidamente de pasajeros en poco tiempo:

71_cabinoverview_003 71_cabinoverview_002

 

Cosas que uno descubre una vez en Noruega

Todos estos temas que siguen son una introducción a un viaje a Noruega. También puedes ver más detalles y ampliar la información en el post La forma fácil de conocer los fiordos noruegos

1. Que el frío a mediados de noviembre no fue para tanto:

De hecho, debo confesar que hace unos años venía esquivando el frío y los destinos en sus correspondientes temporadas de invierno. Y que Bergen y Noruega me demostraron que si hubiera descartado este destino y la oportunidad de conocerlo en ésta época solo por el clima, me hubiera perdido de algo muy grande e inolvidable.

Si tienen la oportunidad de ir en verano, pues se hace en verano. Pero si tienen la opción de ir en invierno, un buen equipo de ropa les permitirá disfrutar uno de los paisajes más fascinantes que puedan recordar. Por otro lado, ver lo fiordos nevados es precioso, incluso pude navegar por los fiordos cayendo algunos copos de nieve y ha sido mágico. No recuerdo ni el frío ni la lluvia, recuerdo las sensaciones en la piel y la emoción al ver semejantes paisajes. Eso es lo que importa.

2. Que Bergen es una ciudad preciosa con sus barrios de casas de madera en colinas.

Las fotos ya hablan por si solas, Bergen ha resultado una gran sorpresa, una ciudad que es un destino en sí mismo, y desde donde salen numerosas excursiones para explorar los fiordos. Caminar por las calles empedradas, aún con paraguas ha sido un encanto.

Y por si fuera poco, Bergen ha roto otro de mis prejuicios de clima frío: yo pensaba que sería una ciudad apagada, y ha sido mucho más animada de lo que esperaba. Incluso disfrutar del atardecer temprano desde el mirador de Bergen, o caminar por el bosque entre la niebla me ha resultado toda una experiencia más que particular e inolvidable.

3. Que los fiordos, aún con lluvia, son un paisaje que te deja sin palabras:

Lo mismo, ya dedicaré tiempo a los fiordos, tal como lo merece en futuros posts. Solo finalizar agregando que fueron algunos de los paisajes más bonitos que vi en lo que llevo viajado.

El regreso ha resultado un vuelo placentero y con la sonrisa en la cara de haber disfrutado de un destino fascinante.

Por cierto, este relato de viaje no termina aquí, sino que seguiré subiendo los posts sobre la visita a Bergen y los fiordos noruegos. Pueden seguir las actualizaciones a través de Twitter y Facebook.

* Esta experiencia de vuelo es una invitación de la aerolínea Norwegian

Share on Pinterest