Viajar por el mundo
Share on Pinterest

No, no di la vuelta al mundo (solo porque el último tramo que me faltaba terminó siendo en sentido inverso), pero te aseguro que podrás utilizar estos consejos para llegar realmente a dónde quieras. Hay muchísima información en la web respecto de qué herramientas puedes utilizar para viajar sin usar tanto dinero. Gracias a internet la forma de viajar ha cambiado rotundamente, y esto nos ha permitido vivir experiencias sin límites alrededor del mundo. Pero en esta primera parte quiero darte consejos personales: qué cambios tienes que generar dentro tuyo para vivir el viaje de tu vida utilizando el menor dinero posible.

Viajar por el mundo

Andrei Dimofte

1) Abre tu mente (vivir experiencias de intercambio de trabajo por comida y alojamiento)

Abre tu mente. Y casi diría que los diez consejos llevarán la palabra expansión, apertura, ampliación y libertad. Porque de esto se trata: si quieres realizar un viaje largo y no tienes en tu cuenta bancaria sumas exuberantes, entonces tienes que estar abierto a vivir experiencias que en otros contextos no hubieras realizado jamás.

Ejemplo: Después de haber pagado una semana de hostels en Bologna y Verona durante mi primer mes de viaje comprendí que a ese ritmo me iba a quedar sin dinero en menos de un mes. Entonces me inscribí en Workaway, una web intermediaria gracias a la cual puedes intercambiar tu trabajo a cambio de alojamiento y comida, escribí mi perfil y dos días después estaba viajando a una granja orgánica en La Toscana, en donde aprendí a realizar trabajos diferentes. Si un año antes alguien me hubiera dicho que terminaría limpiando corrales en medio de la bella Italia, no lo hubiera creído, pero en ese mes y medio que viví junto a los dueños de la granja no sólo aprendí a hablar un idioma nuevo, recetas diferentes y nuevas herramientas para seguir viajando, sino que tuve tiempo de comprender lo importante que era estar abierta a todo lo que la vida tiene para darme. (Ver también: 7 ofertas de voluntariado que podrían decidirte a hacer la maleta y marcharte, a través de Workaway)

2) Descubre que hasta se puede vivir un año sin dinero (aunque tampoco haga falta tanto)

Abrir los ojos significa comenzar a prestar atención y usar al máximo tu capacidad de adaptación. ¿Cuántas oportunidades perderás si sigues pensando que no hay otra forma de hacer las cosas que utilizando dinero?

Ejemplo: Heidemarie Schwermer, una mujer alemana de 72 años dejó su trabajo de psicóloga a los 50 para vivir un año sin dinero. Al principio, como explicó ella, este año no fue más que un experimento, pero al término de los doce meses de experiencia, se sintió tan feliz que decidió continuar su vida de esta forma. ¡Hace ya 20 años que Heidemarie vive del trueque! ¿Y qué cosas intercambia? En principio ayuda a personas de su país gracias a su profesión de psicóloga, pero también hace intercambio por otro tipo de trabajos, como limpieza, costura, etc. Su figura ha sido tan importante en Alemania que en el año 2010 un equipo de filmación grabó un documental sobre su vida, titulado Living without money.

3) Muestra lo que sabes hacer al mundo (hazte visible)

Cuando viajas a veces no tienes opción: o hablas o hablas. En determinadas situaciones si no hablas, no logras lo que deseas. Pero no sólo se trata de hablar, si no también se trata de mostrarte. Una de las formas más fáciles de viajar sin dinero es: volviéndote visible.

Ejemplo: ¿Te encuentras en un hostel y te estás quedando sin dinero? Contacta con el manager, cuéntale tu situación, habla con los empleados y los viajeros que conozcan. Ofrece tus servicios: ¿sabes inglés? ¿has trabajado en turismo? ¿has viajado mucho? ¿sabes pintar? Genera una red de contactos que te permiten encontrar pequeños trabajos a cambio de un plato de comida, una cama caliente por las noches, ropa e incluso transporte desde una ciudad a otra. En un mes vuelvo a Turquía. ¿Sabes cómo? Porque he quedado en contacto con los hosts de la casa en donde he hecho housesitting en 2012 y este año ellos mismos se han ocupado de encontrarme ¡3 casas nuevas para cuidar!

4) Haz que las redes sociales jueguen de tu lado

Aprovecha todas las ventajas que te ofrecen las redes sociales hoy en día. Desde los grupos en Facebook de viajeros siempre dispuestos a darte sus consejos, LinkedIn, la red profesional por excelencia en donde alojar tu CV y tus referencias, Twitter para mantenerte en contacto con otros viajeros en tiempo real, etc.

Ejemplo: ¿Sabes cómo llegué a cuidar una casa y dos chihuahuas en Camboya? Porque “casualmente” estaba leyendo las publicaciones en Facebook en un grupo de extranjeros viviendo en Siem Reap. Una de las publicaciones decía “debo viajar con urgencia y necesito que alguien cuide mis dos perros a cambio de vivir en casa”. Sin dudarlo contacté al dueño del anuncio y tres minutos después estaba buscando vuelos baratos para volar a Camboya a vivir esta nueva experiencia, que me llevó a experimentar la Camboya “real” durante dos meses seguidos.

5) Rompe tus límites y aprende nuevas habilidades

¿A qué tipo de límites me refiero? A ser tímido, vergonzoso o temeroso de ciertas situaciones, a viajar con juicios respecto de cómo debe funcionar tu viaje, etc. Claro que siempre debes ser intuitivo respecto de qué cosas sientes vivir y qué cosas no, pero ante todo: sé libre. Anímate a vivir experiencias diferentes, a exponerte a estímulos nuevos para los cuales pensabas que no estabas preparado. Expandir tus límites significa también encontrar esas capacidades tuyas que pensabas que no tenías: ¿sabes coser? ¿Conoces de carpintería? ¿Entiendes sobre el cuidado de un jardín? ¿Te gustan los niños? Todo puede servirte a la hora de viajar con poco dinero. ¡Suelta la aventura dentro ti!

Ejemplo: Antes de salir de viaje esta viajera novata no hablaba una sola palabra de inglés. Durante casi un año fui la sombra de mi pareja (que sí hablaba inglés) por lo cual me resultó difícil ser aventurera ya que muchas veces sentía muchísima vergüenza de ser la única viajera de 27 años alrededor del mundo que no sabía una palabra de este idioma. Sin embargo, la vida me tomó examen: en Nueva Zelanda me quedé sola y si no hubiera sido porque decidí romper esa frontera (¡Yo no hablo inglés! Pero no tengo opción: debo hablar) me hubiera perdido la experiencia de cuidar cinco hermosas casas en lugares increíbles de Nueva Zelanda.

6) Descubre que no necesitas tanta carga ni equipaje

Viajar liviano también te permite tener más energía disponible para cosas necesarias. No sabes qué mal te puedes sentir de solo pensar que tienes cargar una mochila en la que llevas el mundo entero dentro. ¿Por qué viajar liviano te permitiría ahorrar dinero? Porque haciendo autostop, por ejemplo, habrá momentos en que tengas que caminar varios kilómetros para salir de una ciudad y encontrar el lugar perfecto para frenar coches, algo casi imposible si cada vez que levantas tu mochilas te pones de mal humor.

Ejemplo: imagina una Italia congelada y húmeda. Imagina una viajera novata cargando dos mochilas realmente pesadas. Ahora imagina cómo el humor de esta viajera se agota en dos o tres cuadras, e incluso puedes también imaginar un globo de pensamiento gracias al cual te das cuenta de que la viajera novata solo se pregunta quién le metió la idea de salir a viajar por Europa y pasar frío podría estar calentita en su casa (recostada en un sillón y leyendo libros, además). ¡Y todo por culpa de querer llevar media vida en dos mochilas! No, no y no. Cuando llegué a La Toscana a hacer exchange en la granja orgánica, llegué tan pero tan agotada que el dueño del establecimiento siempre recuerda su primer pensamiento: “pobre niña”. Viajar liviano, esto te permitirá tener más energía (¡y buen humor!)  para resolver situaciones que puedan surgir debido a que viajas con poco dinero.

7) Sé flexible con tus planes de viaje (y utiliza sistemas como Carpooling y Couchsurfing)

Sé que aquí me pondré a medio mundo en contra, pero si planeas hacer un viaje largo y sin dinero, no tienes opción: debes dejarte llevar. ¿Y qué significa esto? Significa que debes ser lo suficientemente flexible como para poder cambiar tu “plan” de viaje cuando la situación lo merezca.

Ejemplo: luego de mi experiencia en la granja italiana decidí que era tiempo de seguir viajando, por lo que comencé a investigar en páginas de carpooling qué viajes ofrecían los conductores en internet. Uno de ellos me llamó la atención: desde Pisa a Praga República Checa, justo en la fecha en que tenía decidido partir. ¡Perfecto! Antes de llegar a Pisa para encontrarme con quien sería la dueña del auto y posteriormente amiga, pensé que Praga era una ciudad para conocer como máximo en tres días. Así que después podría seguir viajando a Alemania, Holanda y por supuesto Bélgica. Pues nada de ese plan sucedió, ya que arribé a Praga, conocí a un chico que hacía couchsurfing en un pequeño pueblo de República Checa y pasé varias semanas ayudándolo con su jardín. ¡No sólo eso! ¡Con Antonio nos volvimos amigos por lo que dos años después volví a visitarlo!

8) Pide ayuda cuando la necesites (¡y sé creativo con sistemas como crowdfunding!)

Como verás este consejo se relaciona también con el consejo N°3: volverse visible significa también pedir ayuda cuando se vuelve necesario. ¿Sabes que puedes encontrar amigos de amigos viviendo en lugares que quieres visitar? Escríbeles. ¿Tienes parientes lejanos a los cuales podrías ayudar algunos días a cambio de alojamiento y comida? Contáctalos.

Ejemplo: dos amigas chilenas han decidido cumplir su sueño de toda la vida: viajar a Europa en 2014. Por supuesto no cuentan con todo el dinero necesario para pagar los billetes en avión por lo que han decidido crear un grupo en Facebook en donde irán contando novedades acerca de su sueño y sus amigos podrán hacer donaciones y ayudarlas, de esta manera, a viajar. ¿Has pensado cuánto dinero has gastado en regalos de cumpleaños este año? Imagina qué bueno sería donarle a ese amigo que sueña con conocer India el monto de tu regalo. ¿Conoces el crowdfunding o micromecenazgo? Bueno, sin utilizar ninguna página especializada en recaudar fondos, estas chicas están a punto de cumplir su sueño gracias a que supieron pedir ayuda en el momento justo.

9) Infórmate y toma contacto con los que saben (un buen consejo ahorra mucho dinero)

Sumérgete en el mundo de los blogs de viajes, inspírate con aquellos que ya han recorrido un camino parecido al que tú quieres recorrer. Lee sus artículos de viaje, empápate de sus consejos, escríbele si necesitas más información. ¡No sabes la cantidad de dinero que puedes ahorrar al tener en cuenta información de otros viajeros que ya han estado en ese lugar con el que sueñas día y noche!

Ejemplo: creo que decidí comenzar mi viaje después de leer algunas historias inspiradoras de viajeros jóvenes que viajaban a países exóticos y lejanos haciendo autostop, couchsurfing, voluntariados… ¡Yo podía ser uno de ellos! Con el tiempo muchos de esos blogueros se han vuelto conocidos y no dudo un segundo en preguntarles algo cuando tengo una duda importante a la hora de viajar. Cuando hace un mes atrás decidí comprar un vuelo en una aerolínea lowcost me llené de dudas respecto de si mi maleta era o no adecuada para este tipo de viajes. ¿Qué hice? Consulté a los viajeros expertos, por supuesto.

Ver también 10 consejos para buscar vuelos baratos que las compañías aéreas preferirían que no conozcas

Share on Pinterest

13 Comentarios

  1. Qué lindo Maga encontrarte por acá y con esta excelente guía de concejos, que por cierto se suma a mi lista de preparativos para por fin salir a rumbear por ahí de tiempo completo!
    Un abrazo amiga!!!

  2. Hola Magali! Me gustaría hablar contigo hace varios meses vengo pensando en viajar pero pues cero en el tema! Quisiera que una mujer que haya viajado sola me de consejos y me explique cosillas. Será posible que me puedes escribir así te puedo preguntar mil dudas que tengo.
    Mil Gracias

  3. Pingback: 10 Consejos y Ejemplos para dar la Vuelta al Mundo y viajar SIN tener una abultada cuenta de banco
  4. Hola, quiero darte las gracias por haber escrito esto.
    Salgo en unas horas a Polonia y lo que cuentas es totalmente mi caso, he decidido arriesgarme sin tener tanto dinero (500$ para 2 meses y medio). Haré un voluntariado y aunque me darán hospedaje y comidas, lo del dinero me aterraba pero tu artículo ha sido de gran ayuda (gracias al cielo lo encontré).
    Espero sigas con tus aventuras por el mundo y sigas contándolas.
    Un abrazo desde Venezuela.

  5. Hola, soy nueva en esto de los viajes. Me encantaría saber si hay alguna oferta de trabajo voluntario en Malta para enero. Me encantaría echar raíces por allá pero mientras tanto tener un lugar que me asegure alojamiento y comida. Saludos.

  6. Magali, un placer haberte encontrado en la web! soy viajera solitaria, pero digamos en hospedajes caros, algún que otro hostels…el motivo? Dado que me defiendo con inglés no lo hablo fluido y eso es lo que me cortaba las alas para viajar sola sola no en grupos.
    Pero como contás que no hablabas ingles eso me alentó más a animarme!
    Como hiciste para aprenderlo sin saber nada??

  7. por favor mandarme información de tours internacionales y procesos para abordar y trasbordar aviones y planes de vuelo y desde que se empieza el viaje hasta que termina

    1. Hola Ney, para poder ayudar en un viaje necesitaría información más específica. Te recomiendo explorar el blog con temas relacionados a través del buscador de posts que aparece en la barra lateral a la derecha (esto desde un ordenador).

      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *