Share on Pinterest

Hay lugares del planeta (por suerte muchos de ellos) que hacen que uno se enamore a simple vista. Dürnstein, un pueblo de cuentos con un castillo en ruinas es precisamente uno de ellos. Son 900 las almas que pululan dándole vida a este pueblo de Baja Austria y que tiene todos los condimentos para ser lo que es: uno de los puntos más visitados por los viajeros que llegan al valle Wachau.

P1080188 Autriche, Dürnstein, les maisons décorées d'une rue du village médiéval

Jean Robert Thibault

Conocido por ser un lugar fuerte en producción de vinos de alta calidad, detalle no menor para quienes gustan de disfrutar  de este noble y ancestral brebaje, además el plato fuerte es conocer las ruinas del castillo. Basta subir por un sendero para encontrarse con los vestigios donde, en el siglo XII, el rey inglés Ricardo I Corazón de León pasó sus días preso.

Las veras de Dürnstein están bañadas por el río Danubio y en gran medida por él los campos reverdecen y los árboles se yerguen con sus copas orgullosas. Un paisaje de una belleza mansa pero abrumadora a la vez.

dürnstein

Mikel Ortega

El pueblo tiene este nombre en honor al castillo medieval que lo observa, aún hoy con lo que queda de él, desde lo alto. Este es un nombre de origen alemán compuesto por dos partes: duerr/dürr significa “seco” y Stein, “piedra”. Esto hace alusión a que permanece seco por estar en una ubicación tan elevada, condición muy alejada de la humedad imperante al nivel del Danubio.

Richard Shaw

Como mencionaba anteriormente, la primera mención sobre Dürnstein está ligada al cautiverio de Corazón de León en el año 1192. En la Tercera Cruzada, Ricardo osó ofender al rey austríaco Leopoldo, y junto a una sospecha de intento de homicidio a su primo Conrado de Montferrat,  no tardó el Papa en permitir tomar acciones sobre un compañero.

En sus siglos de esplendor, cuando corría el año 1645, el Castillo de Dürnstein tuvo un fuerte golpe al ser casi destruido por completo por las tropas del Imperio Sueco. La restauración llegó recién para 1710 y el estilo elegido para hacerlo fue el barroco. Actualmente sólo se puede intentar imaginar el movimiento que habrán presenciado estos muros hoy deshechos e intentar recrear una historia ya lejana pero sumamente cautivante.

durnstein

Yellow Cat

jay8085

Además del Castillo y el pueblo de cuentos, valga hacer una parada para disfrutar a pleno de el valle Wachau, maravilla natural de Austria que ofrece el paisaje con una alta visibilidad para el regocijo de todos los sentidos. El valle se extiende por 30 km y queda custodiado por las ciudades de Melk y Krems. Los humanos notaron su potencial como sitio perfecto para vivir muy tempranamente, por lo que se han podido encontrar pruebas de estar habitado en la época prehistórica.

Jaron Koron Dr

No es una simple valoración personal la de la belleza del Wachau, de hecho la misma Unesco reparó en sus encantos y lo nombró Patrimonio de la Humanidad a principios del siglo XX.  Su profunda historia agrícola y arquitectónica fueron los otros rasgos que hicieron casi obvia tal mención.

Seguramente estabas esperando que volvamos a uno de los atractivos más interesantes al paladar: que el Wachau produce uvas óptimas que devienen en licores y vinos sublimes gracias al trabajo del hombre. Las más famosas de sus variedades son los Rieslings secos y los Grüner Veltliners, que hacen al renombre de Austria toda en esta área. Los grandes catadores le reconocen a estas cepas una elegancia, derivada de las inclinadas laderas de piedra en las que las vides se plantaron junto al Danubio, que no encontrarás en ninguna otra latitud.

Habiendo resaltado por escrito todo lo que no salta a la vista en una primera impresión, ¿necesitas más motivos para querer viajar a Dürnstein?

Share on Pinterest

Meri Castro

Blogger todo terreno. Orgullosa madre del blog Alternativa Verde. Apasionada escribiente. / En Twitter @MeriCasro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *