Share on Pinterest

No se ustedes pero yo me rindo ante la mística y la exquisitez de la arquitectura oriental. Al ver la pagoda adosada a un acantilado, en China, reafirmo esta debilidad ante las formas, los colores, el detalle y la historia que son tan propias de este costado del mundo.

Anita Retinour

La pagoda está en la colina Shibaozhai (que significa “hermosa fortaleza de piedra”). A su vera corre el Río Yangtze. Todo queda dentro de los confines de Chongqing, un condado de la gigante y atractiva China. Si sufres de vértigo tendrás que juntar coraje porque, por más que haya acantilados muy empinados, no debes perderte esta joyita por nada del mundo.

La colina se yergue a 200 metros de altura, guardando en uno de sus costados, adosada a su pared, la pagoda roja de nueve pisos. Para poder alcanzar a esta obra arquitectónica hay que tomar un camino por la cima y llegar hasta una entrada amarilla, que se ubica en la base del pabellón.

Anita Ritenour

Aunque no lo crean, la pagoda se construyó en 1819 para facilitar a los visitantes llegar hasta la cima de Shibaozhai. Éste es su fin pues antes las personas debían ascender usando un sistema a base de cadenas. A las décadas, se aprovechó a levantar en el techo de la colina el Pabellón de la Lluvia Púrpura (¿tendrá algo que ver con la canción de Prince?). Este edificio de tres pisos está dedicado a Manjusri, y se mandó a hacer por el Emperador Xianfeng entre 1850–1861.

Finalmente, para 1956, como si ya la Pagoda no fuera lo suficientemente importante, se le añadieron tres pisos más. Hoy, visitar este sitio es una muestra más de que la mano del hombre junto con la naturaleza, logran composiciones de lugar dignas de admirarse a través de los siglos.

puliarf

Se puede llegar a la colina y su tesoro usando los botes que surcan el río y que encontrarás en el muelle de Shibaozhai.

puliarf

Los tiempos modernos pudieron haber puesto en jaque a esta sublime pagoda pero, por suerte, se apiadaron de ella y la salvaron. Es que cuando hubo que construir la presa Tres Gargantas, se realizó un muro de contención para regular los niveles del agua que, de otra forma, hubieran arruinado toda esta perla de la historia.

Bev Kyves

Share on Pinterest

Meri Castro

Blogger todo terreno. Orgullosa madre del blog Alternativa Verde. Apasionada escribiente. / En Twitter @MeriCasro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *